Envios
0 Total 0,00 €
 x 

El carro está vacío!

Espera un minuto, mientras que estamos haciendo el calendario

Comentarios

Sin comentarios todavía.

Suscribirme al blog

Insuficiencia venosa. VARICES

Insuficiencia venosa. VARICES

 Las varices no son sólo un problema estético que rompe la armonía de las piernas, también supone un problema socio-sanitario ya que provoca una sintomatología clínica muy concreta y molesta para las personas que lo sufren, como pesadez y sensación de hormigueo en las piernas, cansancio, hinchazón de pies y lo definitivo para muchos: la aparición de esas dichosas "venas dilatadas" que no son más que otro síntoma de lo que se conoce como insuficiencia venosa .

 Para entender mejor este problema definamos antes las bases de nuestro sistema circulatorio.

 Las arterias y las venas, junto con los vasos linfáticos, forman parte de los conductos que constituyen el sistema circulatorio, siendo las arterias con unas paredes más gruesas que las venas, las que conducen la sangre que ha sido oxigenada en los pulmones, desde el corazón a los distintos tejidos. Las venas son las encargadas de transportar la sangre nuevamente hacia el corazón desde los tejidos, gracias a un gradiente de presión facilitado por los músculos de la pantorrilla y bomba plantar que impulsan la sangre hacia arriba y a un sistema de válvulas venosas que evitan que la sangre retroceda una vez ha sido impulsada en sentido ascendente (circulación de retorno hacia el corazón).

 Cuando fallan los mecanismos lanzadera que impulsan la sangre hacia el corazón, por fallos en la musculatura o atrofia de las válvulas venosas, se produce una obstrucción en la vena y un reflujo del líquido, acumulándose en las válvulas y aumentando la presión. Las paredes de las venas son muy elásticas y pueden ensancharse duplicando incluso su volumen, dando lugar a lo que conocemos comunmente como varices , que son la forma dilatada y tortuosa que toman las venas debido a una "mala circulación".

Existen distinos tipos de varices:

 1) Varices troncales : varices "verdaderas" que afectan a las venas profundas y tienen un diámetro de vena mayor de 5 mm.

 2) Varices reticulares : con un diámetro entre 2- 5 mm, se localizan en rodilla, parte externa del muslo, pierna y hueco poplíteo

3) Telangectasias : más conocidas como "arañas vasculares", tienen un diámetro de menos de 2 mm y son las que se producen en las venas superficiales no constituyendo un problema para salud, pero si estético.

Existen factores que no podemos evitar y que favorecen la aparición de varices como el sexo (es mucho más frecuente en mujeres que en hombres), la edad, factores genéticos o situaciones biológicas como el embarazo y menopausia, , etc.., pero podemos minimizar su aparición con una serie de cambios en nuestra rutina y hábitos diarios, como por ejemplo:

-Vigilando el peso e incluyendo en nuestra alimentación, fibra (para evitar el estreñimiento) y frutas con poder venotónico como los frutos rojos y cerezas, así como moderar también el consumo de sal.

- Evitar alcohol y tabaco.

- No abusar de té y café.

- Evitar el sedentarismo : practicar deporte de forma habitual y no siendo este un deporte de impacto. Los más adecuados serían por ejemplo, caminar, ciclismo, natación,..etc.

- Evitar permanecer de pie excesivo tiempo: Muchas veces este punto es difícil de controlar debido a determinadas profesiones, por esto en la medida de lo posible,sería adecuado realizar breves descansos.

Utilizar calzado sin exceso de tacón ni demasiado plano, así como ropa holgada.

- Evitar exposiciones prolongadas de las piernas al sol.

- En caso de viajes en avión de larga duración, mover las piernas y levantarse cada cierto tiempo.

 Otras medidas que podríamos poner en práctica serían por ejemplo duchas de agua fría de unos 30 segundos de duración en sentido ascendente desde el tobillo hacia el muslo, intentar tener los pies en alto en los momentos de descanso o incluso dormir con un almohada bajo los pies para facilitar la circulación de retorno, así como aplicar masajes también en sentido ascendente desde el tobillo hacia el muslo.

 Además existen también opciones desde la oficina de farmacia que pueden ayudar a paliar los molestos síntomas de la insuficiencia venosa, como por ejemplo la terapia compresiva mediante el uso de medias de compresión terapéutica que facilitarían esa circulación de retorno alterada, gracias a un gradiente de presion decreciente desde el tobillo hacia arriba, o el uso de fitoterapia ya bien en forma de geles o cremas de aplicación tópica o mediante complementos alimenticios formulados a partir de sustancias venotónicas como el Castaño de Indias, Gingko Biloba o la Vid Roja. Su utilización por parte de personas sanas, mejoraría mucho los síntomas de la insuficiencia venosa. En caso de personas con algún tipo de patología o de medicación siempre consultar con un profesional sanitario para valorar cual sería la mejor opción.

 Así que si en tu vida existen estas molestas compañeras y te surge cualquier duda, no dudes en consultarnos, estaremos encantadas de ayudarte.

Valora este artículo del blog:
7
CÓLICO DEL LACTANTE
Manchas solares y medicamentos
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Domingo, 15 Septiembre 2019
Si desea registrarse, por favor rellene los campos de nombre de usuario y nombre.

Imagen Captcha

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.