Envios
0 Total 0,00 €
 x 

El carro está vacío!

Espera un minuto, mientras que estamos haciendo el calendario

Comentarios

Sin comentarios todavía.

Suscribirme al blog

Síndrome del Ojo Seco

Síndrome del Ojo Seco

 Muchas de los motivos de consultas al oftalmólogo se deben al síndrome del ojo seco, por ello dedicamos este post a explicar en que consiste y algunos consejos para minimizar las molestias que puede ocasionar.

 Nuestros ojos necesitan lágrimas para bañar, nutrir, mantener húmeda y proteger la superficie ocular, aparte de que estas también se producen como respuesta a "emergencias" desde una partícula de polvo, un agente irritante o como una respuesta emocional.

 Cuando no se produce la suficiente cantidad de lágrimas o existe una inestabilidad en la película lagrimal es cuando se manifiesta el Síndrome del ojo seco entre cuyos síntomas destacaremos escozor y fatiga ocular, sensación de arenilla, picor y ardor.

 La edad, el uso de lentillas por tiempo prolongado, la utilización de pantallas digitales ( ordenadores, teléfonos móviles, tablets,..) o el vivir en zonas secas y/o más contaminadas son causas que producen este síndrome. Otras causas menos conocidas, serían padecer enfermedades como lupus o artritis reumatoide o el uso de medicamentos relativamente comunes, como antihipertensivos, ansiolíticos, antialérgicos, antiparkinsonianos,..etc.

 También las mujeres sufren más este síndrome por los cambios hormonales que viven en situaciones como embarazo, menopausia, uso de anticonceptivos orales o por el uso de  una mayor cantidad de cósmeticos que los hombres, que podrían inducir en algunos casos sequedad ocular.

 Para mejorar la sintomatología podemos recurrir al uso de lágrimas artificiales que aportan la hidratación y lubricación extra que necesita un ojo que no la produce de forma natural, siempre bajo el consejo de un profesional sanitario. Existen diversas presentaciones variando su viscosidad en función de las necesidades de cada persona.

 Algunos consejos que también resultarán útiles para intentar evitar este síndrome son:

 1-Beber abundante agua, así hidrataremos adecuadamente nuestras mucosas.

 2- Si utilizamos ordenadores frecuentemente, colocar bien la pantalla, debajo de la línea de los ojos y a 40-75 cm de distancia, apoyando la espalda contra el respaldo y pies en el suelo. Además cuidar la iluminación y hacer descansos.

 3- Evitar un uso excesivo de móviles, tablets,...y cualquier dispositivo con pantalla digital.

 4- Utilizar gafas de sol adecuadas.

 5- Realizar ejercicios de parpadeo en tareas que precisen mucha concentración visual, como por ejemplo en los trabajos frente a ordenador, conducción, ..etc.

 6- Evitar exposición continuada a calefacción y aire acondicionado.

 7- En alimentación, ingerir alimentos ricos en ácidos grasos Omega 3 y Omega 6, fundamentales para mantener una buena salud ocular, entre otras muchos procesos vitales.

 Esperamos que os haya resultado interesante y ante cualquier duda, aquí estamos para ayudaros.

Valora este artículo del blog:
2
Alergia a Proteínas de Leche de Vaca (APLV)
NUEVO SACALECHES ELÉCTRICO DE CHICCO
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Sábado, 21 Septiembre 2019
Si desea registrarse, por favor rellene los campos de nombre de usuario y nombre.

Imagen Captcha

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.